10 de julio de 2012

Moonrise Kingdom (Wes Anderson)


Moonrise Kingdom
"Moonrise Kingdom"
Wes Anderson es un tipo con tantos admiradores como detractores, que, como gran director de cine nunca deja indiferente. Por eso "Moonrise Kingdom" pasó por el pasado festival dejando un aluvión de críticas que la ensalzaban como otras tantas que la repudiaban, pero no dejó indiferente a nadie. En mi caso, he de decir que está película me ha encantado, al igual que su anterior película "Fantastic Mr. Fox" aunque en sus comienzos sus películas no me agradasen demasiado, quizás por el hecho de ser un director de cine un poco raro.

En esta ocasión, vuelve otra vez por los fueros de una película que creo que es para un público adolescente más que para otro tipo de público, y nos muestra la primera historia de amor de dos niños -a punto de entrar en la adolescencia- que sufren la incomprensión del mundo que los rodea. Está situada en una isla imaginaria de los Estados Unidos en los años 60 y está narrada por un extraño a la par que gracioso hombrecillo interpretado por Bob Balaban, habitual en la filmografía de Wes Anderson.



"Moonrise Kingdom" está escrita, además de por el propio Anderson, por Roman Coppola (el hijo de Francis Ford) quien también colaboró en el guión de "Viaje a Darjeeling", así que deben encontrarse agusto ellos dos diseñando historias con un puntito surrealista. La música está compuesta por Alexandre Desplat, aunque la médula espinal de la película en cuestiones musicales, sean las distintas variaciones del Rondo de Henry Purcell en la "Guía de Orquesta para Jovenes" de Benjamin Britten. En torno a esta Fuga se desarrollará toda la película (que también es una "fuga"), aquí os dejo la pieza para que podáis escucharla mientras seguís leyendo:



Los prismáticos dan "superpoderes"
 a la joven protagonista de la historia
La estética que rodea toda la película es típica de la época en la que se desarrolla, finales de los años 60. Con una fuerte presencia de tonalidades amarillas, salvo al final que es el color azul el que invade la pantalla, Anderson nos muestra planos preciosistas de esa isla alejada del poder destructivo de la civilización, con planos que me recordaban mucho a esas películas de los años 60/70, como por ejemplo, "meter zoom" de un Plano Medio a Primer Plano y técnicas de ese estilo. Este tratamiento, a mi parecer, es un acierto y uno de los mayores atractivos de la peli.

"Moonrise Kingdom" reúne un buen plantel de estrellas
Otro de los mayores atractivos, es el reparto que compone la película, plagado de estrellas como Bruce Willis, (que interpreta al policía "tonto y deprimido" (sic) de la isla), Edward Norton (el jefe del campamento Ivanhoe), Bill Murray, Frances McDormand (los tradicionalistas padres de Suzy, también deprimentes), Tilda Swinton (servicios sociales), Harvey Keytel, etc... Cada uno de estos intérpretes retratan una caricatura deprimente en la mayor parte de las ocasiones que contrastan con el afán de evitar a toda costa la particular historia de amor de los dos jóvenes.

De hecho, nada más comenzar la película con la fuga del pequeño Sam, vemos la primera decisión, algo surrealista, de que sus padres de adopción realmente no quieren que vuelva, admiten que es un buen chico, pero que se acabó su historia con ellos. Partiendo de esta premisa (no se puede negar que es bastante surrealista), ya podéis imaginaros como es en ella toda la historia: Un matrimonio donde el amor no existe pero que están apasionados por sus respectivos casos de abogados, el jefe del campamento exigiendo funciones a los críos con rigor militar, un narrador atemporal y con unas pintas ridículas que me parece brillante...

El campamento Ivanhoe sorprendido
 por la fuga de uno de sus miembros
Y por supuesto, narrativamente, también es "diferente" en el sentido de que nos encontramos con saltos en el tiempo hacia delante, hacia atrás, unas cortinillas que parecen de esos clásicos recortables o narraciones epistolares con ese toque vistoso a lo Anderson entre otras. Una evolución de la historia que va acompañada por las vistas al mapa de la isla en la que se desarrolla la película... Todo ello, con ese vistoso toque a lo Anderson, que hace la película muy dinámica y más divertida, aunque a otros, quizás pueda parecerle una solemne tonteria... Cuestión de gustos...

Resumiendo "Moonrise Kingdom" es una hermosa y tierna primera historia de amor entre dos jovencitos que merece la pena ver por su originalidad, frescura y, por qué no, su modernez. Si tuviera que sintetizar la película con una palabra, la calificaría de rara. Se la recomiendo a todo tipo de público, en especial al público adolescente, con quien creo que conectará especialmente esta pequeña y extraña joya de Wes Anderson.